KATRINEHOLM
30 viviendas y plaza en Katrineholm, Suecia
Concurso: Concurso abierto de ideas
Arquitectos: Marina del Mármol, Mauro Bravo
Coautor: Daniel Bergman, Miguel Herraiz
Promotor: Ayuntamiento de Katrineholm

Stortorgets lustgård

El nuevo edificio situado al norte de Stortorget es una oportunidad para mejorar la configuración espacial de la plaza, a la vez que es una oportunidad para definir el carácter iconográfico del nuevo desarrollo de Katrineholm. Babilonia es un edificio contemporáneo que expresa esta voluntad de la vida por florecer y ser disfrutada expresada en el lema de Katrineholm para 2025: “Läge för liv & lust”. Es un edificio fragmentado que busca expresar esta convivencia armoniosa entre individuos diferentes como ocurre en la fachada sur de Strotorget. Babilonia se abre al sol y a la plaza en abanico, expresando el carácter cercano, ligero y transparente, consciente medioambientalmente de la arquitectura del siglo 21, a la vez que protege la plaza y se protege a si mismo del ruido de trenes y tráfico al norte.

El edificio propone también una interesante relación entre vivienda y ciudad, que se basa en la morada como lugar que adquiere en nuestra contemporaneidad connotaciones públicas; con el cada vez más habitual trabajo en casa, la representatividad o la vida social casera. Babilionia expone los estares de las viviendas, donde se escenifican los rituales cotidianos más públicos. Reclama así la vida en la calle y los sucesos en las fachadas como estructurantes de la ciudad.

El objetivo es que la iconografía y la transparencia del edificio ayude a incrementar el sentimiento de identidad y pertenencia de los ciudadanos.

Plaza e imagen urbana

El edificio situado al norte de Stortorget tiene la responsabilidad de definir el carácter del futuro próximo de Katrineholm. El volumen será visible para los visitantes desde un importante punto de acceso como es la estación, definiendo con su imagen el carácter innovador, ecológico y del buen vivir de la ciudad.

Pero incluso más que desde la estación será parte de la nueva imagen en la plaza central. La volumetría fragmentada y de diversas alturas de Babilonia reproduce uno de los aspectos más interesantes de la actual fachada sur, que da un carácter especial a la plaza. Sin embargo, el proyecto difiere en el lenguaje arquitectónico para incorporar nuevos materiales que expresen el carácter innovador y ecológico de Katrineholm. El edificio se divide en cuerpos cerrados de carácter más intimo, con dormitorios, baños y cocinas, y volumenes de vidrio de carácter más expuesto, con terrazas y salas de estar. Mientras los primeros procuran preservar el carácter reservado de la vida privada, los últimos buscan dar vida a la plaza, e incrementar la sensación de actividad en la misma. Babilonia se abre en abanico al sur, para acoger al sol y a las personas.

Los materiales elegidos buscan incoporar al entorno de la plaza la nueva sensibilidad que procura expresar Katrineholm con su lema “Läge för liv & lust”.

El edificio no ocupa sólo 13 de los 17m de fondo de la parcela, dejando el espacio libre al sur para mejorar la dimensión y usabilidad de la plaza.

Planta baja y actividad

La vida en las plazas depende en gran medida de como están configurados las plantas bajas de sus perímetros. La fachada sur del edificio es la más soleada y por tanto la más amigable para la instalación de cafeterías y terrazas exteriores, dándo así más vida y actividad a la plaza. Por ello, la planta baja de Bablilonia se ha reservado casi exclusivamente a comercios, restaurantes o cafeterías, salvo por los imprescindibles núcleos de acceso a las viviendas. Y se ha primado la transparencia y comunicación del edificio con su entorno, con grandes ventanas y puertas, que pueden estar permanentemente abiertas en verano. La comunicación interior exterior es muy fluida favoreciendo el carácter abierto de los locales de la planta baja. Los restaurantes ocupan todo el frente sur del edificio, y son pasantes al norte, permitiendo el paso de lado a lado si así lo desean los propios comerciantes. No se ocupa toda la parcela con idea de liberar espacio de plaza. La disposición quebrada de los incrementa el perímetro comercial y genera recovecos, concavidades, plazoletas dentro de la plaza donde las terrazas de los comercios encuentran su lugar. La materialidad de los cerramientos en planta baja permite también generar riqueza de situaciones comerciales. Desde las mesas al aire libre donde ver y ser visto hasta el café tomado al refugio del bullicio urbano.

Viviendas

Las viviendas se han pensado desde el disfrute. Con una zona más cerrada que procura calor y seguridad, y otra más abierta que comunica la vivienda con el exterior, que la expone e integra en la vida comunitaria a través del estar y de la terraza. Estando el sol al sur y el ruido del tráfico al norte, se ha tenido especial cuidado en orientar a sur todos los dormitorios, y también los estares con sus terrazas. En realidad, los estares tienen vistas a ambos lados, pero no requieren ventilar al norte. Las cocinas y escaleras se han situado a norte, ya que son las zonas que mejor toleran el ruido y la falta de luz directa. Hay 30 vivendas, 15 de ellas de 2 dormitorios y 15 de ellas de 1 dormitorio

Ruido

El problema del ruido en la cara norte de la parcela y del ruido entre viviendas se ha tenido especialmente en cuenta en el diseño. En primer lugar se han situado todos los dormitorios con ventilación e iluminación a sur. Los estares tienen doble orientación, y por tanto no necesitan ventilar al norte, aunque si es posible si el usuario así lo desea. Sólo las cocinas se situan al norte, ya que son cuartos de extracción de aire y que no necesitan iluminación directa.